Cipolletti: Desesperado, se encadenó a un caño porque no puede ver a sus hijas

Actualidad 21 de diciembre de 2021 Por Marcela Barrientos
Jonathan Frego (33) es un policía de la Caminera de Cipolletti que tomó la drástica decisión de encadenarse a un caño porque desde hace varios años que no puede ver a sus dos hijas de seis y ocho años.
WhatsApp Image 2021-12-21 at 14.25.43 (1)

Al parecer, desde hace tres años que no tiene contacto con ellas. Según relató a medios de la región, la madre de sus hijas no cumple con el régimen de visitas homologado.

La situación se tensó mucho más cuando el efectivo denunció a su ex pareja por violencia contra sus hijas. Ya no las pudo ver más. "Explotó porque no las ve desde hace tres años", aseveró la mujer que le hace de soporte en estos momentos.

La desesperación por verlas lo llevó a encadenarse pasado el mediodía, en un poste que está cerca de la rotonda de acceso a Cipolletti. Así busca una respuesta que revierta su situación de padre.

Se le suma también la difícil situación económica por la que está atravesando como efectivo policial. Es que Jonathan está sumariado.

Se trata del policía que en abril pasado ayudó a una mujer embarazada que se desangraba. Fue un viernes, y ese día fue a los silbatazos por la Ruta 22 porque el móvil de la Caminera no tenía sirena para hacerle acompañamiento. "Por eso lo sumariaron. Por haber contado en los medios que el móvil no tenía sirena ni bocina", denunció su pareja.

En abril de este año, ambos fueron víctimas de una tormenta que inundó las casas de muchos vecinos.Buscaron refugio en la Escuela 366, con la expectativa de recibir ayuda. Ellos perdieron todo.

Desde entonces, la vida de los dos ha ido en desgracia. "El sigue sumariado, no le dieron ninguna solución y todavía no puede cobrar su sueldo", cerró la mujer.
 

Fuente; LMN

Te puede interesar